martes, 13 de septiembre de 2011

El vuelo del ranoraky: Capítulo I

El vuelo del ranoraky - Sergio Cossa
En setiembre del 2009 comencé a escribir mi primer novela.
Terminé el borrador en febrero de este año. Luego vinieron las correcciones iniciales, las inapreciables de Rubén Padula y vuelta a corregir yo.
Se podría decir que nunca se termina de pulir un texto, porque cada vez que leo un capítulo, encuentro cosas para cambiar, para quitar o agregar.
Esa es la infinita riqueza de nuestro idioma y el poder que tenemos como usuarios del mismo.
No es más que arcilla para moldear, acuarela para deslizar en un lienzo o símbolos negros para colgar de un pentagrama.
Solo es brindarle amor y gozo a lo que hacemos. Que obtengamos una gran obra, una melodía que acaricie los tímpanos o colores que ruboricen a un colibrí, depende más de nuestra pasión que de las capacidades natas o adquiridas.

En cualquiera de estos enlaces podrán leer, imprimir o descargar el primer capítulo de El vuelo del ranoraky:


En próximos días subiré dos capítulos más.

Es mi deseo que lo disfruten. También pueden comentar o criticar.

¡Nos leemos!

Si te gustó este artículo, sígueme por Facebook haciendo click aquí o en el botón Me Gusta de El vuelo del ranoraky y de ese modo te llegarán todas las novedades de mi blog.

2 comentarios:

  1. JORGE LUIS BORGES DECÍA QUE EL EDITABA PARA DEJAR DE CORREGIR.

    Blanca Acosta.

    ResponderEliminar
  2. Ese tipo tenía idea de lo que hacía, me parece :)
    Claro que es verdad, un día hay que decir: es suficiente.
    ¡Saludos y gracias por comentar!

    ResponderEliminar

Estoy seguro de que tu comentario será un aporte constructivo para la comunidad...